Peritajes & Peritos

Una larga disputa entre el Chateau Lafite Rothschild y Chateau Lafitte, ambos vinos de Bordeaux, por el nombre “Lafitte” que llegó hasta el tribunal superior de Francia. Ahora esta  misma disputa se encuentra en China.

Os intento contar un poco la historia. En Bordeaux, Francia,  encontramos el mayor viñedo del mundo que se organiza alrededor de tres ejes fluviales, con más de 105 000 hectáreas y 53 denominaciones, y totalmente localizado en el departamento de la Gironde. Hay más de 3000 fincas entre las que 200 son famosas, así lo explica vinos-fr.com.

Entre estas también se encuentran las nombradas “Chateau Lafite Rothchild y Chateau Lafitte”.

Chateau Lafite Rothchild según explican en su web la existencia de Lafite como Propiedad Medieval se encuentra documentada desde el siglo XIV. El nombre Lafite proviene de “la hite”, que en idioma gascón quiere decir “la colina”. 

Lafite fue uno de los cuatro Châteaux vinícola de Burdeos al que fué otorgado originalmente “Premier Crus” de estado en la  clasificación de 1855. Desde entonces, ha sido un productor consistente y uno de los vinos tintos más caros del mundo.

Se supone que Editorial Malcolm Forbes en 1985 pagó 160.000 dólares por una botella de la vendimia de 1787, que se cree que es de la bodega del fallecido presidente Thomas Jefferson y que tiene las iniciales THJ grabados en el cristal. Sin embargo, su autenticidad ha sido objeto de especulación, con los expertos divididos sobre el asunto, si consultan la historia que ellos cuentan, explican la relación con Thomas Jefferson.

Chateau Lafitte por contra es una empresa vinícola más modesta (tengo que decir, que me ha costado encontrarla pues el motor de google te deriva a la Lafite en todas las ocasiones), aunque también con su historia, en 2013, celebró su 250 aniversario, fundada en 1763 por el comerciante Raymond Lafitte , en Camblanes et Meynac. Ahora el vino se distribuye al 95% para la exportación y goza de un reconocido prestigio en el mundo entero (unas 300.000 botellas)

Todo empezó en 2003, Chateau Lafite Rothschild demandó a Chateau Lafitte a la corte francesa, reclamaba la abolición Chateau Lafitte para evitar cualquier confusión comercial entre la  Lafitte  y Lafite-Rothschild. Pero en un ir y venir a los tribunales todo terminó en 2010 cuando la corte de París prohibió el uso de Lafite en exclusiva obligando a que siempre llevara el Rothschild y dejando a Chateau Lafitte tranquilo.

En 2011 Chateau Lafitte solicitó la marca en China y Rothschild presentó oposición despertando así los fantasmas del pasado.

Philippe Mengin , propietario de Chateau Lafitte, dijo decanter.com “claramente no están en el mismo rango de precios y de ninguna manera se asemejan visualmente”. Una botella de Chateau Lafitte puede costar unos 25 Euros de la cosecha del 2010 mientras que Lafite Rothschild en la misma cosecha “2010″ puede costar unos 665 Euros la botella (aunque en esta página encontramos otro precio 7.500 Euros)

Así que…. decidan ustedes mismo el que prefieren.

Rocío Alvarez